ESPECIALES / Las columnas de Socino
“Disfruté jugar contra mi hermano”
12/12/2018(A Pleno Rugby)
Contento por el triunfo de Edinburgh ante Newcastle, su ex equipo, pero más aun por haber tenido la chance de enfrentar a su hermano menor, Santiago, Juan Pablo Socino describió las fuertes sensaciones que tuvo al regresar a la casa de los Falcons por Champions Cup.
Siempre es bueno volver a ganar y el arranque de la ventana de la Heineken Champions Cup nos permitió jugar bien y ganar en casa, algo que es siempre importante. Más allá del triunfo, el viernes pasado me tocó vivir sensaciones que quiero compartirles.


Si algo tuve en mi carrera fue la adaptabilidad, habiendo jugado en muchos clubes en distintos países desde que llegué a Europa por primera vez. Con Newcastle Falcons se dio la particularidad que fue el primer y único club al momento en el que jugué más de una temporada consecutiva. Estuve cuatro años con ellos, hasta que me mudé a Edinburgh.

Nunca pensé que me los iba a tener que cruzar dentro de la cancha al cambiar de país y de liga, pero la suerte del sorteo hizo que compartamos el grupo en la Copa Europea.

Muchas cosas se me empezaron a cruzar por la cabeza en el inicio de la semana. Fue inevitable no recordar historias, anécdotas, momentos vividos, partidos, gente, compañeros, entrenadores, hinchas, staff, la ciudad. En definitiva, todo lo que viví en esos cuatro años estuvo muy presente en la preparación para el partido

Fueron cuatro temporadas y años muy lindos, donde atravesé un montón de cosas, dentro y fuera de la cancha. Era estar de vuelta estar en contacto con la camiseta, aunque esta vez me tocaba estar de la vereda de enfrente.

Sumado a todas estas emociones, se daba la situación de que mi hermano menor Santiago es jugador de Newcastle. Esto fue una de las mejores cosas que me pasó en mi carrera, tuve la suerte de vivir este partido.

El partido era muy importante para nosotros para seguir con posibilidades de avanzar en la Copa Europea y se daban varios factores. Por un lado volvíamos a jugar de local en Murrayfield y eso es siempre importante hacernos fuertes en casa y la otra era la presión de ganar sí o sí.

Debo reconocer que durante la semana tuvo un rol de consulta constante a la hora del análisis ya que me consultaron constantemente, compañeros y entrenadores, sobre lo que sabía de mi viejo club.

Típico de la época del año, tuvimos lluvia y viento y eso genero un partido impreciso. En ese contexto, el pack tuvo un gran dominio, sobre todo en las formaciones fijas, lo que nos permitió destrabar y controlar el partido.

Me tocó empezar el partido en el banco de suplentes y hubo mucho nerviosismo en la previa y durante la hora que me tocó esperar hasta que me avisaron que entraba a la cancha.

Una vez que entré, todo eso de lo que me había estado dando vueltas en la cabeza desapareció y fue un partido más en lo personal, encarado con las mismas ganas y misma seriedad de siempre.

Ni siquiera el hecho de haber enfrentado unos minutos a Santi pudo cambiar eso. Fueron casi 20 minutos que disfruté mucho.

Obviamente, una vez finalizado el partido todo eso vuelve de la mano de sonrisas y abrazos con ex compañeros, entrenadores, directivos e hinchas que se acercaron a Edimburgo.

Más allá de todo esto, lo que más que quedará de este partido con los Falcons fue el abrazo con mi hermano.

Mirá los partidos de Europa, en vivo, en
FloRugby
Por: Juan Pablo Socino
Foto: Instagram Juan Pablo Socino
Otras Noticias