ESPECIALES / Las columnas de Socino
“Fue un regreso a casa feliz”
19/12/2018(A Pleno Rugby)
Juan Pablo Socino volvió a Newcastle para enfrentar a su ex equipo con Edinburgh y celebró el regreso a Escocia con un triunfo clave, el primero como visitante en ocho meses, que lo dejó a un paso de los cuartos de Champions Cup. Ahora, el foco puesto en el clásico con Glasgow, por el Pro 14. Mirá también >> Las Columnas de Juan Pablo Socino.
El segundo fin de semana de la ventana de la Heineken Champions Cup trajo el partido de vuelta contra Newcastle Falcons, en una cancha y una ciudad en la que pasé cuatro temporadas y forjé muchísimas relaciones.


Luego de nuestra victoria en Murrayfield, Newcastle seleccionó un equipo reforzado con estrellas del calibre de Sinoti Sinoti, Niki Goneva, Toby Flood y Mark Wilson. Quedó obviamente demostrado que no quedaron conformes con el resultado ni con la performance en ese partido y buscaban una victoria para poder seguir con chances de clasificar a cuartos de final.

Fue una semana larga, de mucho trabajo que nos permitió poder corregir errores y también planificar bien en detalle la estrategia seleccionada para la revancha.

Sabíamos de la posibilidad de ellos de reforzar el equipo, pero decidimos concentrarnos en nuestras fortalezas, esas que nos habían ayudado a ganar el primer partido.

Hace muchos años que Edinburgh no avanza a una instancia de cuartos de final en la Copa de Europa y ganar en Newcastle nos pondría en una situación muy favorable, teniendo que jugar contra un posiblemente eliminado Toulon para después definir con Montpellier de local. Todo esto le daba un enorme valor agregado al partido; a la vez no podíamos pensar demasiado a futuro porque el desafío de los Falcons no nos lo permitía.

Se viajó a Newcastle el día anterior como hacemos habitualmente, para llegar con tiempo, descansar, instalarse y poder llevar a cabo todo el proceso de hidratación, alimentación y recuperación activa en piscina.

El hecho de que fuera en Newcastle me dio la posibilidad de poder ver a mi hermano y compartir un café con él. Estas son oportunidades que tratamos de no dejar pasar ya que a pesar de no vivir muy lejos, las temporadas son muy ocupadas y tenemos poco tiempo libre.

En cuanto al partido, fue una emoción fuerte volver al estadio, al Kingston Park, recorrer esos pasillos, reencontrase con mucha gente querida. Pero uno es profesional y tiene que abstraerse y dar lo mejor de sí.

El primer tiempo no supimos controlar la pelota por demasiadas fases como habíamos planificado lo cual llevó a un partido muy cambiante sobre todo en cuanto a posesión. De esta manera, luego de un tackle fallido, nos fuimos al descanso abajo por 8 a 6. Los puntos de los Falcons anotados por dos de esos refuerzos – Sinoti Sinoti con el try y Toby Flood con el penal.

Necesitábamos seguir haciendo lo mismo que en la primera parte, pero con más control. Esas fueron las palabras de los entrenadores, sumado al compromiso con el tackle el cual había fallado en algunas ocasiones.

El segundo tiempo nos vio mucho más fueres y precisos, pudiendo marcar dos tries y generando otras oportunidades.

Me tocó jugar sólo los últimos minutos, pero el aporte que se hace en un deporte de conjunto muchas veces supera el tiempo en la cancha y pasa por el trabajo que se hace durante la semana.

El triunfo por 21 a 8 nos permitió sumar cuatro puntos muy importantes, de visitante; de hecho, fue la primer victoria del equipo afuera de casa en ocho meses. Además, nos mantiene más que vivas las chances de pasar a cuartos de final. ¡Fue un regreso a casa más feliz!

El rugby no nos da descanso y este fin de semana volvemos al Guinness PRO14 contra nuestro clásico rival, Glasgow Warriors. Además, disputamos la Copa 1872, lo que hace que sea un partido distinto, generando una motivación especial no solo a nosotros en el club pero en la ciudad.

Es una semana especial, indudablemente, más que nada porque todo esto es en vísperas de Navidad.

Aprovecho entonces para saludarlos por las Fiestas.

Mirá los partidos de Europa, en vivo, en FloRugby
Por: Juan Pablo Socino
Foto: Edinburgh
Otras Noticias